fbpx

Artículo

REFLEXIONES DE UN COACH DE MIERDA

TE PRESENTO EN EXCLUSIVA LA INTRODUCCIÓN A MI LIBRO “REFLEXIONES DE UN COACH DE MIERDA, DESPIERTA A TU MAESTRO INTERIOR”.

Antes de que tú y yo la pisáramos, la tierra ya había sido habitada por más de 100.000 millones de seres humanos. ¿No te parece increíble? Estás personas vivieron y resolvieron muchos de los problemas que actualmente nos planteamos. Esa es precisamente la filosofía base del desarrollo o crecimiento personal. No hay nada nuevo bajo el sol.

 

Podemos resolver sencillamente nuestros retos actuales inspirándonos en otros seres humanos.

 

El crecimiento personal comenzó a afianzarse hacia los años noventa del siglo veinte. Se considera una disciplina joven a la que nos dedicamos unos pocos locos. Aunque es cierto que la mayoría de las personas que la integran en sus vidas progresan exponencialmente. Ese es el éxito del desarrollo personal, el bienestar que proporciona inmediatamente a todo aquel que decide practicarlo.

Otra de las ventajas del crecimiento personal es su capacidad de acoger e integrar teorías e instrumentos tan aparentemente alejados entre sí como el coaching, la programación, neurolingüística, la hipnosis, la meditación, la relajación, la espiritualidad, el uso de afirmaciones, la aplicación de leyes universales, la sofrología, el transgeneracional, la numerología, el deporte, la alimentación, el proyecto sentido gestacional, los sistemas organizacionales, la ciencia, la filosofía occidental y oriental, las teorías místicas milenarias, la inteligencia, gestión y educación emocional, el mundo empresarial, el éxito, el dinero, el amor, la enfermedad, la teoría del liderazgo, las relaciones personales, la familia, la comunicación, los principios físicos y energéticos o el sufrimiento y la felicidad. Nunca antes ninguna teoría había logrado esta inclusión.

Desde que Napoleón Hill escribió su libro bestseller Piense y hágase rico, muchos son los autores asociados al desarrollo personal. Dale Carnegie, Jim Rohn, Stephen Covey, Tony Robbins, Daniel Goleman, T. Harv Eker o Robert Kiyosaki son muy conocidos en la escena internacional.

Lo innovador del asunto es que el crecimiento personal, de modo natural, ha derivado hacia la espiritualidad más práctica que jamás hayamos conocido. Los propios autores mencionados han integrado progresivamente conocimientos tradicionalmente considerados esotéricos, aplicándolos actualmente a los asuntos prácticos diarios.

De forma paralela, muchos profesionales considerados más espirituales, más conectados con las leyes universales (entre las que destaca la archiconocida ley de atracción) han evolucionado hacia la practicidad cotidiana del día a día. Louise Hay, Joe Vi

tale, Byron Katie, Neale Donald Walsch, Deepak Chopra, Eckhart Tolle, Wayne Dyer, Álex Rovira, Anthony de Mello o Elisabeth Kübler-Ross son solo unos ejemplos de personas que han sabido explicar la magia de lo sutil con un vocabulario y unas propuestas muy terrenales.

De modo que nos encontramos en un momento en el que los grandes mentores, vengan de la rama más espiritu

al o de la más materialista, se están encontrando en un lugar común en el que nada es posible sin la integración de los opuestos. Los referentes destacados nos están indicando que el camino consiste en seguir dotando de igual importancia a aspectos como el dinero y la fe en las plegarias. En mi opinión es de lo más acertado.

 

No puedes lograr nada de lo que te propongas sin una profunda certeza más allá de lo terrenal combinada con acciones prácticas. Solo la confianza, el compromiso y la perseverancia te harán alcanzar lo impensable.

 

Tradicionalmente las personas con tendencias empíricas y racionales hemos tenido dificultades para experimentar lo etéreo, lo espiritual, llegando a negar incluso su existencia. Del mismo modo las personas con mayor comprensión espiritual tendían a minusvalorar la ciencia, lo práctico, lo material. Es el momento de tomar conciencia de la importancia de la integración de ambos. Lo material refleja lo espiritual, lo espiritual se alimenta de lo material.

Quiero ser claro desde el principio. Es importante no confundir el crecimiento personal con la autoayuda. Para crecer debes pasar a la práctica. La diferencia principal entre la autoayuda tradicional y lo que vas a encontrar en este libro, es mi propuesta personal de que se requiere implicación por tu parte para alcanzar la felicidad.

 

Es importante que confíes en lo que todavía no puedes imaginar. Pero igual de importante es que lo acompañes de acción hacia ello.

 

Nadie puede hacer por ti nada que no hagas tú mism@. Desearlo no es suficiente. Debes poner tu conciencia en acción y ejecutar con decisión todo aquello que te impulsa con certeza hacia la generación de un mundo mejor.

Nada de lo que vas a leer funciona por sí solo. Sin embargo este libro aporta unos escritos transformadores. Que lo serán en la medida en la que tú, lector, te responsabilices, te comprometas y decidas aportar a tu vida el único componente que te dará niveles insólitos de expansión: la COMPRENSIÓN.

¡Feliz lectura!

 

Aurelio López Gómez

Escritor, conferenciante formador y consultor en Transgeneracional y Crecimiento personal.

Actualmente tiene publicados dos libros (Transgeneracional aplicado y Reflexiones de un coach de mierda) y cinco ebooks, e imparte conferencias, formación y consultas tanto presencial como online sobre Transgeneracional y Crecimiento Personal.

Comentarios (0)

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar los servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus hábitos de navegación. Si sigues navegando, consideraremos que aceptas su uso. política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies